ACIMJI MULTA

acimjimulta@gmail.com Este es el correo habilitado para devoluciones y que todo aquel camarada, amigo, simpatizante o sencillamente lector de El Cadenazo que lo desee, pueda solicitar el donativo con el que nos Continuar >>

SALUDO A NUESTRO ESTILO

  Aún tienen los camaradas -los de verdad- esa capacidad de emocionarme en algunas ocasiones; y en todas, cuando es de ti de quien hablan. Hace pocos días, Alvaro y yo intentábamos Continuar >>

PAPÁ ¿QUIÉN ERA JUAN IGNACIO?

A Juan Ignacio González Ramírez, secretario nacional del Frente de la Juventud, vilmente asesinado el 12 de diciembre de 1980 (La redacción de El Cadenazo)   -Padre. -Dime, hijo. -Cuéntame de nuevo Continuar >>

ANTORCHAS 2017

PANCARTA DE CABECERA DE LA VII MARCHA DE LAS ANTORCHAS.  MADRID 16 DE DICIEMBRE Continuar >>

LA MARCHA DE SALEM

  Fue un 9 de Diciembre de 2000 en la periferia de Estocolmo, cuando y donde una chusma forastera asesinó brutalmente a Daniel Juhani Wretström, nacido el 15 de Octubre de 1983. Continuar >>

LOS PILARES DE LA DEMOCRACIA

En toda Democracia auténtica, es decir, debidamente reconocida y aprobada por la conciencia universal, los partidarios son el complemento lógico, indispensable, del sufragio universal. Podemos admitir un sufragio por partidos; un sufragio Continuar >>

EXTRAÑAMIENTO DEL MILITANTE CATÓLICO. EN TU PROPIO SOLAR QUEDASTE FUERA

Se ha celebrado un año más el Día de la Constitución. En las redes sociales han circulado pasquines y carteles de propaganda del referéndum en que fue aprobada. Resulta curiosa, vista con Continuar >>

 

PÁGUENSE AL PORTADOR 30 MONEDAS

De toda la locura acumulada durante años en Cataluña y desatada finalmente esta última semana, el paroxismo con grado de alcanzar la esquizofrenia, posiblemente se encuentre instalado en la institución policial autonómica, los Mossos.

Al ínclito Trapero -comandante en jefe- no le llega la camisa al cuerpo.
Con su mando en entredicho y sus unidades divididas e incluso enfrentadas, hay quien afirma que los primeros disparos que se escuchen en “Catalonia” serán los efectuados entre homónimos en alguna comisaría dejada de la mano de Dios.
Pinta mal. De hecho, pinta muy mal el asunto para este señor cuyo apellido hace referencia en la fraseología popular a puñalada a traición.
Aunque, si no es un ignorante -y no creo que lo sea- tampoco puede sorprenderle en demasía hacer el papelón de Gary Cooper en “Solo ante el peligro” pero con barrufet , pues antecedentes haberlos haylos y fueron sonados.
El sheriff Trapero seguro que es conocedor de la historia de uno de sus antecesores en el cargo, Enrique Pérez Farrás.

El comandante Pérez Farrás tenía fama de ser gran patriota español y como buen artillero mantenía allá por 1930 un pulso contra el general Primo de Rivera.
Al poco, Macía lo reclamó a su lado para dirigir a los Mossos y el militar pasó a llamarse Pérez i Farrás, convirtiéndose de la noche a la mañana en un fervoroso nacionalista catalán.
El comandante había vendido su alma al diablo personificado en Maciá y Companys, pero de manera especial había puesto su propio destino en las manos de dos personajes clave en la sublevación del 34: Dencás y Miguel Badía.

Josep Dencás -que vendría a ser algo así como un cruce entre Junqueras y Ana Gabriel- era el máximo responsable de Interior (Conseller de Gobernació), líder de Estat Catalá y de los paramilitares Escamots y considerado en todos los ambientes como “el hombre duro” (ejem, acerca de su hombría circulan opiniones de todo tipo) del Govern.
Su mano derecha con plenos poderes en orden público era Miquel Badía, apodado el “capitán Collons” (aunque no se sabe muy bien qué motivaba aquel ridículo apodo) y desde sus cargos, ambos, habían asumido el rol de perros pachones de la alta burguesía y de las oligarquías catalanas, convirtiéndose en el azote de las huelgas anaquistas.

Llegado el gran día, el Cap dels Mossos posicionó sus fuerzas ante el edificio de la Generalitat para defender la “indapandansia” a sangre y fuego.
Finalmente no fue así y un puñado de legionarios al mando del general Batet rindieron el lupanar en pocas horas… las justas para que los “héroes catalanes” escurrieran el bulto a través de las alcantarillas y salieran -literalmente- de mierda hasta el cuello a un par de kilómetros de donde el ex-comandante Enric Pérez i Farrás se postraba de hinojos ante la Rojigualda.
Pena de muerte, condonada por cadena perpétua, le echó el Estado de la democrática República Española.
Y allí se hubiera quedado si la guerra civil escasos dos años despues no le hubiera dado la oportunidad de lucirse.
Pero ni ahí tuvo “agradecimiento por los servicios prestados” el comandante, ya que a los días de su liberación, en lugar de ofrecerle un cómodo mando en el saqueo de la retaguardía, fue destinado al frente en compañía de Durruti (imagen que acompañamos), el mayor enemigo de Dencas, Badía y compañía.
Con las 30 monedas de Judas, lo ventilaron.

Es posible, digo yo, que Josep Dencás no hubiera olvidado aquella ofensiva carta que desde el penal de Cartagena escribió Pérez i Farrás solicitando a Jaume Creus (ERC) la dirección del ex-conseller de interior:
“La verdad, no creo que deba ser yo el primero en escribir, puesto que él está en libertad y yo preso y desconociendo su residencia…” .

Toma tus 30 monedas y muere.
Puñalada “Trapera” lo llaman …

LARREA   SEP/2017