Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

BUSCANDO UN “MÁRTIR” DESESPERADAMENTE

Hace poco, unos cabecillas del separatismo catalán reclamaban en la tele la necesidad de que haya muertos para acelerar lo que los hijoputas llaman “el prusés”.
Las piaras separatistas aplaudieron estas intervenciones relamiéndose ante la inminencia de una masacre de catalanes leales a España.
Los oligofrénicos repartidores de lazos amarillos no cayeron en la cuenta de que las muertes que reclaman sus jefes y que beneficiarían a sus objetivos secesionistas no son las de los catalanes bien nacidos.

Lo que realmente pondría verracos a los cabecillas del secesionismo sería que alguno de sus subvencionados matones cederres encontrara la horma de su zapato y entregase la cuchara en un choque contra españoles leales.
La campaña mediática sería de órdago. Todas las plañideras de TV3 y demás púlpitos separatas nos anegarían en un tsunami de lágrimas de cocodrilo. Yo creo que hasta tienen preparados los eslóganes para cuando ocurra.

Y es que el victimismo siempre ha sido muy rentable para los enemigos de España. Los que ya tenemos años suficientes como para acordarnos del Caso Atocha podemos dar fe de cómo un extraño atentado contra la rama disidente del Partido Comunista sirvió de oportuno pretexto para legalizar a los rogelios, satanizar a la “extrema derecha” y, de paso, quitarse de en medio una corriente díscola.

Por eso, al ver la actual campaña de hijoputerío extremo que está organizando la progredumbre es inevitable sospechar que el objetivo final de sus infamias sea el de que a alguien se le acabe la paciencia y le dé su merecido a alguno de los malnacidos y payasos mediáticos que pintarrajean tumbas, ultrajan la Bandera o insultan a España cada vez más histéricamente.
El cómico sin gracia, el tarado del spray y los demás bastardos que suplen su falta de talento con el fácil recurso de la vileza deberían considerar la posibilidad de que desde alguno de los gabinetes de expertos, sanedrines y covachuelas patrocinadas por Soros alguien les esté dando el papel de víctimas propiciatorias.
Les estaría saliendo algo caro su vomitivo “minuto de gloria”.

J.L. ANTONAYA

Be Sociable, Share!

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR
    Aviso de cookies