COMO EN LA FRANCESADA

Como en la francesada, los prebostes de la política, el alto clero, los periodistas paniaguados y el resto de parásitos y beneficiarios de un régimen agonizante y decadente confraternizan con el enemigo. Es el pueblo el que sale a la calle a defender la dignidad de una Patria en peligro.

Como en la francesada, los generales encargados de velar por la soberanía y la integridad nacional callan con el silencio de los cobardes y los traidores. Generales ascendidos por el dedo hediondo de los políticos y no por sus méritos permanecen en sus poltronas mientras la Patria es despedazada.

Desengáñate, español: les pagas el sueldo para que lleven el botijo a los americanos en sus lejanas guerras de rapiña. Pero ahora que la chusma antiespañola se envalentona en su crimen, tendrás que ser tú el que defienda la Unidad de la Patria.

Puede que haya un Daoiz o un Castaños que responda con las armas a la ignominia, pero seremos los españoles de a pie los que, como siempre, nos alcemos contra la escoria criminal que pretende despedazar España.

Como en la francesada.

J.L. Antonaya

Be Sociable, Share!

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR
    Aviso de cookies
    Web translate