DÍGAMELO CANTANDO

“La libertad de expresión está en entredicho en España”… Pues vaya novedad, oiga, algunos lo sabemos desde el día que cerraron la Librería Europa.
En una ocasión De Prada escribió algo bastante parecido a esto: es falso que con Franco hubiera censura, lo que no se podía era hablar mal del Gobierno, exactamente igual que ahora.
Eso es dar en la diana y no lo de Don Simón.

Con la crónica de una trena anunciada para el hortera Pablo Rivadulla (alias Hasel vaya-usté-a-saber-por-qué) las tivís oficiales, que son todas, han abierto un apasionado debate acerca de “la libertad de creación del artista” cuyo resumen sería el siguiente:
Si usted, currela pringao, un día aciago de aquéllos que mejor te hubieras quedao en la cama, se te ocurre decir “cagüen la madre que parió al Preparao y en sus muertos más frescos”, usted debe ir a la cárcel.
Es la ley.
Ahora bien, si usted añade a la frase citada “duduá, duduá”…. ¡amigo! usted es un creativo, un puto genio que merece que le mamen el nardo de cabo a rabo (valga la redundancia), la flor y la nata de esta sociedad, el vivo reflejo de Rousseau y las Guillotinettes redivido.

Coincidiendo casi en el tiempo con la desocupación por la autoridad competente de la Fiesta de Pijamas en la Delta House ilerdense, una adolescente que aparentemente ha pasado la noche con el mismísimo John Belushi afirma que el comunismo es un invento judío (algo que resulta difícil de desmentir: Marx, Lenin, Lev Trotsky, Zinoviev, Bujarin, Kamenev, Chagal, Litvinov, Ehrenburg…) y lo hace acompañada de la coreografía imprescindible para convertirse en superventas.

Personalmente creo que el tal Hasel no se hará viejo en la cárcel, es lo último que le faltaba al Vice Iglesias para terminar de hacer la risa. Redondo le concederá al Marqués la gracia de ser el brazo libertario llegado de Santa Clara, gulag de Galapagar.
Tampoco le saldrá gratis, pero la hipoteca no se paga sola.

Vista la importancia de la lírica en la actual política española, yo aconsejaría ponerle partitura a las declaraciones:
“La culpa es del judío, duduá, duduá”.

LARREA  FEB/2021

 

Be Sociable, Share!

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR
    Aviso de cookies
    Web translate