EL CADENAZO PROPONE NUEVO HIMNO PARA EL RÉGIMEN DEL 78

 

Visto lo visto en los últimos cuarenta años, al Régimen del 78 le viene mejor como himno la Marcha de los Contrabandistas de la ópera Carmen que la Marcha Real que arregló el lorquino Bartolomé Pérez Casas.

Merimée acertó al describirnos y se quedó corto. Hemos demostrado ser mucho peores que el estereotipo de su novela, en que se basa la ópera. Somos corruptos, ladrones, taimados, pícaros sin solución. Lo demuestra nuestro sistema político y su dirigencia, que no resisten un análisis empírico-científico: nuestra genética es, bioquímicamente, la de un pueblo de granujas.

Imagine el lector la galanura, la donosura, la gracia con que desfilarían, gentil y rítmicamente al paso de la música de Bizet, esa familia real, esos diputados y senadores, ese consejo de ministros y esos gobernantes autonómicos.

FRANCISCO ARTERO MONTALVÁN

 

 

Be Sociable, Share!

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR
    Aviso de cookies