Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

ÉRAMOS POCOS Y PARIÓ LA “Q”

 

LGBT. En años recientes, las iniciales LGBT se han utilizado para denominar de forma inclusiva a todos los individuos y a las comunidades que se identifican como:
– LESBIANAS, que son aquellas mujeres que se sienten atraídas física o emocionalmente por otra mujer,
– GAY, que son las personas que muestran inclinación hacia la relación erótico-afectiva entre individuos de su mismo sexo (las lesbianas también formarían parte de este grupo, aunque este término está más enfocado a los hombres),
– BISEXUALES, que son las personas que se sienten atraídas física, sexual o emocionalmente por ambos sexos. Aquí se podrían incluir los Pansexuales, personas a las que no les importa el sexo o el género de la persona con quien se vayan a relacionar (se diferencian de los bisexuales, en que un bisexual sí tiene claro cuál es su preferencia entre uno de los dos sexos)
– TRANSGÉNERO, que son aquellas personas que no se identifican con el cuerpo en el que nacieron.

Llegados a este punto, podría parecer que en esas 4 letras estaban incluidas las personas cuyas emociones, afecto y atracción sexual y erótica se dirigen hacia personas del mismo sexo y aquellos que tienen dudas acerca de su sexualidad o identidad de género, pero por lo visto no era así y a estas siglas se les añadió la letra “I”, quedando como LGBTI para englobar también a los:
– INTERSEXUALES, que son los individuos en los que “existe una discordancia entre el sexo cromosómico, los genitales externos y los internos”. Antes se les llamaba hermafroditas, pero como este término ya se usaba para animales y plantas se pensó que no era correcto que fuera empleado en seres humanos.

Y cuando ya llevábamos 5 letras, y muchos de nosotros pensábamos que ya estaban todos, añadieron la letra “Q” por el término “queer”, quedando como LGBTIQ
– QUEER, es un término global para designar a las minorías sexuales que no se pueden inscribir en las otras categorías. No se identifican exactamente como homosexuales, es un concepto mucho más abierto y por lo tanto ambiguo. Viven su sexualidad sin asumir un rol de género específico.
Por lo visto, ahora es muy común que personas de orientación no heterosexual se identifiquen como tales según el día, es decir, un día se pueden sentir más masculinos y otro más femeninos, es por ello que no están de acuerdo con las clasificaciones basadas en el género o en las prácticas sexuales. Alegan, además, que si una lesbiana se enamora de un transexual, o un hombre bisexual siente atracción por una mujer transexual, no se borra su identidad y no hay necesidad de definirles, porque eso limitaría la expresión de la diversidad sexual, así si no se les identifica con las categorías existentes hasta ahora (heterosexual, homosexual, transgénero, bisexual), no limitan su experiencia…

Los “Queer” quieren vivir sin etiquetas… y yo lamento decirles ya que tienen una, les “tocó” la Q….

ROSA M. CASTRO

 

RO8

Be Sociable, Share!

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR
    Aviso de cookies
    Web translate