NUESTROS HÉROES: MAMÁ CONTARHUACHO

Arrecia, en plena Postmodernidad, la Leyenda Negra antiespañola, abrazada por los acomplejados de siempre más quienes hoy militan en los muy disolventes ejércitos culturales (indigenistas, multikulturetas, etc.) a sueldo del globalismo.

Por suerte, están surgiendo voces (en España y América) dispuestas a poner en negro sobre blanco las mentiras sobre las que se sustenta semejante falacia, voces prestas a defender los muchos logros de la Hispanidad.

Éste un proyecto civilizador cuya primera piedra fue la conquista del Nuevo Mundo por mor de campañas militares en las que resultó fundamental (dada la inferioridad numérica de las fuerzas españolas con respecto a las locales) contar con el apoyo de aquellos pueblos indígenas sojuzgados por las tiranías azteca e inca.

Es el caso los huaylas, una etnia asentada en las sierras del Perú que se rindió a Huayna Cápac -responsable de llevar al Imperio incaico a su máxima extensión, conquistando los territorios cercanos a Cajamarca y Quito- tras una larga guerra, obligada a partir de entonces y a modo de vasallaje a entregar a sus hijas a sus nuevos amos.

Una de ellas fue Contarhuacho, convertida de la noche a la mañana en parte del harén de un Huayna Cápac que, a su muerte, dejó a Huáscar y Atahualpa enfrentados justo en el momento en que sobrevino la llegada allí de los españoles.

En plena campaña del Perú, Contarhuacho sería designada por Francisco Pizarro (quien se acabaría casando con su hija Quispe Sisa, bautizada después Inés de Huaylas) como “curaca” (especie de jefe local encargado de la distribución de tierras o la organización de trabajos colectivos dentro de la comunidad) entre los huaylas.

Decisión acertada porque durante la rebelión de Manco Inca, será precisamente Contarhuacho la que prevenga al gobernador Pizarro acerca del avance de los ejércitos de aquél; y cuando Quizu Yupanqui asedie en 1536 la recién fundada Ciudad de los Reyes, actual Lima, será también Contarhuacho la que ordene el envío de un contingente de 4.000 guerreros para defender a nuestros compatriotas, encabezando ella misma un millar de hombres para pelear contra Illa Topa y salvar la capital.

De igual forma que en México, la historia volvió a repetirse, siendo en esta ocasión los pueblos cuzqueños -hartos del régimen de esclavitud al que les sometían los incas- quienes prestaron a España una ayuda decisiva.

Vaya nuestro recuerdo y agradecimiento, pues, para Contarhuacho, una auténtica “mamá” de la Hispanidad.

NO NOS ROBARÁN LA HISTORIA NI LA MEMORIA.

CACHÚS 

 

 

Be Sociable, Share!

    1 thought on “NUESTROS HÉROES: MAMÁ CONTARHUACHO

    1. En México, Doña Marina (o Malinche) tuvo un papel clave para la Hispanidad, al grado de que muchos nos consideramos hijos espirituales de ella y de Hernán Cortés.

    Comments are closed.

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR
    Aviso de cookies
    Web translate