Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

JOHN SWINTON, REDACTOR JEFE DEL NEW YORK TIMES

“No existe lo que se llama prensa independiente, a menos que se trate de un periódico de una pequeña villa rural. Vosotros lo sabéis y yo lo sé. No hay ni uno solo entre vosotros que ose expresar por escrito su honrada opinión, pero, si lo hiciera, sabéis perfectamente que vuestro escrito no sería nunca publicado. Me pagan 150 dólares semanales para que no publique mi honrada opinión en el periódico en el cual he trabajado tantos años. Muchos, entre vosotros, reciben salarios parecidos por un trabajo similar… y si uno cualquiera de vosotros estuviera lo suficientemente chiflado para escribir su honrada opinión se encontraría en medio de la calle buscando un empleo cualquiera, exceptuando el de periodista. El trabajo de periodista de Nueva York consiste en destruir la verdad, mentir claramente, pervertir, envilecer, arrojarse a los pies de Mammón, vender su propia raza y su patria para asegurarse el pan cotidiano. Vosotros lo sabéis, y yo lo sé; así pues ¿a qué viene esa locura de brindar a la salud de una prensa independiente?.
Somos las herramientas y los lacayos de unos hombres extraordinariamente ricos que permanecen entre bastidores. Somos unos polichinelas; ellos tiran de los hilos y nosotros bailamos al son que ellos quieren.
Nuestros talentos, nuestras posibilidades y nuestras vidas, son propiedad de otros hombres. Nosotros somos unos prostitutos intelectuales”.

John Swinton.
Redactor jefe del prestigioso y poderoso periódico “New York Times”.

Fuente: (Labor’s Untold Story de Richard Boyer y Herbert Morais; Publicado por United Electrical, Radio and Machine Workers of America. Nueva York, 1955)

Swinton se pronuncia claro y preciso en sus palabras. Palabras que deberían valer para tomar conciencia y darnos cuenta de la manipulación, no solo de la prensa, sino de todos los medios de información masiva, con un claro objetivo: influir en la opinión pública según conviene al sistema.

Investigar, Cooperar, Compartir, Buscar y Difundir la verdad… éstas y otras muchas tareas son las que en estos tiempos, estamos realizando quienes dudamos todas las versiones oficiales que los mass media nos han ido contado durante el último siglo. (Al menos, desde 1880, si tenemos en cuenta la fecha del discurso de John Swinton).

A. MARTÍN

Be Sociable, Share!

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR
    Aviso de cookies