¡ES MEJOR QUE APAGUEN SUS APARATOS DE TELEVISIÓN!

El pasado lunes emitieron en la 2 la película “Network, un mundo implacable” que, aún rodada en el año 1976, está totalmente en vigor.

Han pasado casi más de 45 años desde que se rodó esta película y es de una actualidad que asombra. Un excelente guión, salpicado con notas de humor corrosivo revela el mundo televisivo tal cuál es, adentrándose en lo más profundo de sus entrañas. Unos diálogos magníficos, en boca de unos personajes, cuál de todos mejor retratados: un lunático locutor de televisión que se cree un Mesías, un directivo trepador y sin escrúpulos, una joven periodista ambiciosa, o el último reducto de la decencia periodística, encarnado por un impecable William Holden.

Con mucha dificultad se puede encontrar en toda la historia del cine una película que retrate el giro que dieron los medios de comunicación en la década de los setenta, pasando descaradamente de la información a la desinformación y manipulación, revelando un cambio generacional de magnitud en los medios televisivos. Esta película no deja de ser, para su época, valiente y reveladora por la naturaleza de sus mensajes muy bien llevados por uno de los mejores guiones jamás antes visto en el cine y que queda reflejado a fuego en la frase del dueño de la cadena hacia el final de la película:
“No existen naciones ni pueblos, no existen terceros mundos ni occidente, sólo un sistema de sistemas, un vasto y salvaje dominio de dólares”.
JAVIER FERNÁNDEZ

Be Sociable, Share!

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR
    Aviso de cookies
    Web translate