¿PATRIOTISMO DEMOCRÁTICO?

Tras la IIGM, en la República Federal Alemana se acuñó el concepto de “patriotismo constitucional”.

La RFA necesitaba -y el Occidente de los Aliados también- un patriotismo alemán, pero vaciado de contenido. La Raza, la Misión histórica, la Cultura Germánica, el Sacro Imperio, el II y el III Reich debían ser eliminados de la Conciencia del Pueblo Alemán y sustituidos por los “valores constitucionales”. Es decir, había que demonizar y sepultar el Nacionalismo alemán y la Revolución Conservadora y sustituirlos por un “patriotismo constitucional” melifluo, sin garra. Había que sustituir a la Nación Alemana por la República Federal.

Esa teoría del “patriotismo constitucional” fue introducida en España por José María Aznar y, ahora, la incorpora Pedro Sánchez a su léxico como ‘patriotismo democrático’, lo que se traduce en sustituir a la Nación Española por el R78.

Por eso, en lugar de enviar Tropas a Canarias, Ceuta y Melilla para defender la Soberanía española, amenazada por Marruecos -e Israel, en Canarias-, las envía al Báltico y a Bulgaria para defender los intereses de la Élites Globalistas.

PEDRO PABLO PEÑA

 

Be Sociable, Share!

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR
    Aviso de cookies
    Web translate