EL PRIMER BOMBARDEO AÉREO DE LA GUERRA CIVIL

Al contrario de lo que nos cuenta el “relato oficial”, los primeros bombardeos aéreos sobre población civil en nuestra contienda de 1936-1939 acaecieron los días 17 y 18 de julio, precisamente los del Alzamiento.

Éstos se perpetraron contra las ciudades de Ceuta, Melilla, Larache y Tetuán, siendo efectuados por aparatos comerciales -modelo Douglas DC-2 y Fokker F.VII- reconvertidos en aviones de combate procedentes del aeródromo de Tablada (Sevilla), en esas fechas todavía leales al Gobierno de Santiago Casares Quiroga.

Con casi toda probabilidad, dichas acciones de castigo tuvieron la intención de soliviantar a la población local nativa contra los alzados, si bien lo único que consiguieron fue ponerla incondicionalmente de su parte, conformando a partir de ese momento uno de los recursos humanos más importantes de los Ejércitos Nacionales a lo largo del conflicto.

Tampoco los mismos supusieron un “mensaje” de resistencia para las tropas del Norte de África que aún no se habían sumado al Alzamiento: al contrario, las empujaron a rendirse para a continuación sumarse a las fuerzas sublevadas.

En Tetuán se lanzaron un total de 8 bombas que alcanzaron el edificio del Alto Comisariado del Protectorado español de Marruecos, la mezquita y algunas viviendas cercanas, con un balance de 15 muertos y 40 heridos amén de importantes daños materiales, hecho que provocó algaradas callejeras contrarias a las autoridades coloniales que acabarían siendo contenidas por el Gran Visir del Majzen Sidi Ahmed el Ganmia (quien por esta acción recibió de manos de Franco la Gran Cruz Laureada de San Fernando, la máxima condecoración militar española), a la sazón buen amigo del coronel Juan Beigbeder Atienza.

Los bombardeos frentepopulistas no terminarían ahí, pues se repetieron (hasta una treintena de veces) en los meses sucesivos sobre cuanta población del Sur peninsular iba siendo tomada por los legionarios al mando de Yagüe, con un número considerable de muertos que, sin embargo, en las actuales leyes de memoria histórica han sido olvidados.

NO NOS ROBARÁN LA HISTORIA NI LA MEMORIA.

CACHÚS 

 

Be Sociable, Share!

    1 thought on “EL PRIMER BOMBARDEO AÉREO DE LA GUERRA CIVIL

    1. Precisamente mi abuela vivía en Larache pues era esposa de un funcionario allí destinado. Me contó que algunas bombas cayeron en el barrio musulmán, lo que les enardeció contra los “rojos”.
      Fue un bombardeo tan inesperado por la población civil, me contaba, que cuando oyeron los motores de los aviones sobrevolando la ciudad,k salieron a la calle a verlos y cuando soltaron las bombas, alguien exclamó: “se le cae un pedazo”… Lógicamente tras las primera explosión todos corrieron a refugiarse.
      Los bombardeos “republicanos” como bien señala el artículo sirvieron para que los “moros” clamaran venganza y se pusieran de parte de los sublevados en una guerra civil que, en principio, ni les iba ni venia.

    Comments are closed.

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR
    Aviso de cookies
    Web translate