ROMANCE DEL CORDÓN

El rey moro está contento
y en su palacio florido
a los cristianos traidores
agasaja agradecido.

“Algo hay que darles a éstos
-dice al visir, distraído –
pues tanto besan mi culo
que me tienen aburrido.”

Con donaire y con largueza
un cordoncillo ha cogido
y lo lanza, alegre, al aire
con semblante divertido.

Los muladíes españoles
adulones y melifluos
ya lo disputan chillando
por salir favorecidos

Al final, quien más se arrastra
es el que agrada al morito
y a codazos y empellones
el cordoncillo ha cogido.

Es tan servil la sonrisa
del siervo favorecido
que hasta el Conde don Julián
se ha avergonzado, mohíno.

J.L. Antonaya

 


 

Zapatero, condecorado por el rey de Marruecos

http://www.elmundo.es/espana/2016/07/30/579ce54646163f91578b45a1.html

ANT1

Be Sociable, Share!

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR
    Aviso de cookies
    Web translate