ROMANCE DEL REY Y EL JUGLAR

 

Paseaba el Rey Letizio
con grandes melancolías
al pensar en su cuñado,
preso entre mozas bravías.

-Dichoso tú, Urdangarico,
que por tus choricerías
en lugar de ir a galeras
vas a una cárcel de tías.
Mientras yo, triste y modorro
en medio de algarabías
de cabronzuelos políticos
y de sus marrullerías,
me aburro como una ostra
entre marrajos y arpías-


Estaba en esto el monarca
absorto en sus tonterías
cuando un juglar que pasaba
interrumpió sus porfias


-Escuchad la triste historia
y las leyendas sombrías
de aquel rey necio e ingrato
que consintió villanías
por conservar su corona
y hasta las carroñerías
de escarbatumbas bastardos
y otras hijoputerías.
Consentir estas vilezas
nunca salvó monarquías.-


Escuchó Letizio el canto.
Lo olvidó a los pocos días.

J. L. ANTONAYA

Be Sociable, Share!

    1 thought on “ROMANCE DEL REY Y EL JUGLAR

    Comments are closed.

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR
    Aviso de cookies